ATME exige al Ministerio de Defensa que actúe ante el anuncio del ayuntamiento de Madrid de no cumplir la adenda firmada en 2014, donde se comprometía a una reserva del 20% de plazas para personal militar con más de 5 años de servicio en las convocatorias de acceso a la policía local

El delegado de Salud, Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento esgrime el falso argumento del envejecimiento de la plantilla, cuando podrían optar al ingreso soldados con 25 años de edad.

Desde ATME se ha solicitado una reunión urgente con el delegado de Salud, Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento y se le ha remitido la adenda firmada.

El gabinete jurídico estudia interponer una demanda por el incumplimiento del acuerdo con Defensa.

Madrid, 20 marzo de 2019

El delegado de Salud, Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento de Madrid, Javier Barbero, ha informado que Madrid no va a “optar” por reservar un cupo del 20% para militares con objeto de cubrir las jubilaciones que se están produciendo en la policía, para no envejecer la plantilla.

Este envejecimiento se produciría debido a que solo podrían optar militares en sus diez últimos años de compromiso, que finaliza a los 45 años. Asimismo, vuelve a decir que: “ni la Ley de Policía Local de la Comunidad ni el protocolo que firmó el ayuntamiento con el Ministerio de Defensa en octubre de 2005, obligan de manera taxativa a dicha reserva, sino que solo la posibilitan mediante un “podrán”.

En tal argumentación existen dos errores manifiestos.

Por un lado, la ley es clara en el momento que la reserva de plazas se produce con el único requisito de que será para militares de tropa con más de cinco años de servicio, con lo cual el pretendido envejecimiento queda en entredicho. Actualmente se puede ingresar en las Fuerzas Armadas con 18 años, por lo que se podrían presentar militares con 25 años de edad. Un argumento que, por tanto, queda del todo diluido.

Y por otro lado y más importante es que el 23 de julio de 2014, la alcaldesa de Madrid y el Ministro de Defensa, firmaron una adenda al “protocolo de colaboración suscrito entre el Ministerio de Defensa y el ayuntamiento de Madrid, el 10 de octubre de 2005, para facilitar el acceso de los militares de tropa y marinería a la policía municipal”. En dicha adenda, en su cláusula única, se modifica el protocolo en el sentido de:

“1.- En el marco de la oferta pública de empleo, reservará en cada convocatoria de acceso a la categoría de Policía del Cuerpo de Policía Municipal, el 20% de las plazas para aspirantes procedentes de tropa y marinería que hayan cumplido cinco o más años de servicio en las Fuerzas Armadas.”

Esta Asociación de Tropa y Marinería Española “ATME” exige, por un lado, que el ayuntamiento de Madrid cumpla con el documento firmado en 2014 y, por otro, que el Ministerio de Defensa actúe con todos los mecanismos posibles, incluso judicialmente, para que se respete el documento firmado.

Si el Ministerio de Defensa quiere que las medidas de reincorporación funcionen debe empezar no solo por firmar múltiples convenios con otras administraciones, corporaciones locales, cámaras de comercio, empresas, etc., sino con involucrarse en su seguimiento y en hacerlos cumplir. De otra manera, lamentablemente, nos seguiremos encontrando con una política de reincorporación escasamente creíble. Y con la sensación de que, una vez más, nos están tomando el pelo.

A %d blogueros les gusta esto: