El 12 de Octubre y la tropa y marinería temporal

En el día que se celebra la Fiesta Nacional y se visibilizan las Fuerzas Armadas no podemos olvidar a una importante parte de los militares que, bajo unos compromisos temporales, ven un futuro desesperanzador.

     La profesionalización de las Fuerzas Armadas, ley 17/891, se basa primeramente en un modelo meramente temporal de escasa duración, donde se convive con la tropa de reemplazo y básicamente se diferencia de ella por el sueldo. Posteriormente, Reglamento de Tropa y Marinería Profesional de 19922, estos tiempos se alargan y no será hasta la Ley 17/993 que aparezca la figura de la tropa y marinería permanente. Aspirantes La falta de vocación y la escasez de aspirantes ocasiona que el modelo tenga que volver a reestructurarse, Ley de Tropa y Marinería del 20064 y Ley de la Carrera Militar del 20075, apareciendo la figura del militar temporal con compromiso de larga duración hasta los 45 años y del Reservista de Especial Disponibilidad, que cobrará una asignación de disponibilidad no contributiva hasta la edad de jubilación. Podemos comprobar que los partidos políticos en vez de diseñar un modelo semejante a la escala de oficiales y suboficiales, con una paulatina modificación en destinos y funciones de este personal conforme van alcanzando más edad y experiencia, se limita a parchearlo regularmente hasta que la crisis económica que padeció España, con un paro juvenil galopante, hizo que las vacantes ofertadas se llenarán.

     Esta crisis si bien lleno las unidades también ocasionó una reducción de plantillas, con lo cual, aunque se siguió respetando los porcentajes de tropa permanente, produjo que sus plantillas estuvieran saturadas, no pudiendo publicarse empleo-publico-boemás que cantidades testimoniales, 100 plazas anuales para todas las Fuerzas Armadas. A esto se sumará la apertura de las escalas de suboficiales al personal civil, escasísimas plazas para poder optar a personal laboral en el Ministerio de Defensa, ninguna titulación académica al finalizar el compromiso y la fallida reincorporación laboral, con una nula contratación por parte de las empresas civiles y una negativa constante por parte de la mayoría de partidos políticos y sindicatos para que este personal se le reserven plazas en la administración pública o cuente su tiempo de servicio como mérito a la hora del concurso oposición.

     Esto nos permite tener una visión general de unos militares temporales cuyas expectativas de un futuro estable son escasas para una amplia mayoría de ellos, limitándose a unas plazas exiguas para obtener la condición de militar de carrera dentro de su escala, a la promoción interna y a los cupos reservados para las convocatorias de Guardia Civil y Policía Nacional.

     Se empieza a visibilizar un descparoontento generalizado en la tropa y marinería, en aumento conforme ven alcanzar la edad de 45 años, al entender que el futuro que les aguarda es engrosar las filas del colectivo de parados de larga duración o encadenar contratos precarios, ya que su formación no es valorada en el ámbito civil y más que un mérito es considerada un demérito.

¿Qué medidas van a tomar los partidos políticos para convencer a este personal temporal que tienen un futuro dentro de nuestras Fuerzas Armadas?

1 Ley 17/1989, de 19 de julio, Reguladora del Régimen del Personal Militar Profesional.

2 Real Decreto 984/1992, de 31 de julio, por el que se aprueba el Reglamento de Tropa y Marinería profesionales de las Fuerzas Armadas

3 Ley 17/1999, de 18 de mayo, de Régimen del Personal de las Fuerzas Armadas

4 Ley 8/2006, de 24 de abril, de Tropa y Marinería.

5 Ley 39/2007, de 19 de noviembre, de la carrera militar.


 

Abrir chat
1
¿Cómo podemos ayudarte?
Hola!
¿Cómo podemos ayudarte desde A.T.M.E.?
Recuerda indicar si eres socio para agilizar la consulta.